Por la devaluación hay suspensiones temporales en la venta de alimentos

La disparada de dolar ya impacta con fuerza en las góndolas. A medida que el peso se deprecia, las cadenas de supermercados empezaron a recibir nuevas listas de precios con subas de entre 5 y 10%. A los aumentos -que a esta altura del partido ya son un clásico- en las últimas horas se sumaron las quejas de los supermercados que aseguran que algunos proveedores decidieron suspender las ventas a la espera de tener un panorama más claro en materia del dólar.

«Venta suspendida» fue el mensaje que empezó a llegar a los supermercados. «No son solo los alimentos. Los fabricantes de bolsas no están cotizando ni entregando productos», explicaron en una cadena. «La mayoría de los proveedores está mandando listas con aumentos de entre 5 y 10% y algunos directamente suspendieron las ventas», explicaron en otra cadena.

Del lado de los proveedores admiten las turbulencias, pero intentan bajarles el tono. «Es normal que cuando se produce un salto tan fuerte en el dólar se disparen los pedidos, pero de nuestra parte queremos desalentar las compras especulativas y de parte de algunas cadenas que buscan sobrestockearse», admitieron fuentes de una compañía líder.

La falta de listas es algo habitual en momentos de fuertes subas del dólar o procesos de incertidumbre cambiaria. Y ahora se espera que su efecto termine potenciando el proceso de estancamiento del consumo que ya enfrentan las góndolas.