Lifschitz detalló las propuestas de Nación tras la reunión con Macri por inundaciones

El presidente Mauricio Macri se reunió este jueves en la Casa de Gobierno con los gobernadores de las provincias de Santa Fe, Chaco, Corrientes y Entre Ríos, afectadas por las inundaciones, con el propósito de implementar medidas para paliar la situación en el Noroeste y el Litoral. Luego del encuentro, el mandatario santafesino Miguel Lifschitz dio detalle de lo que charlaron con el jefe de Estado y con la mayoría de los ministros del gabinete nacional. Nación ofreció “diferimiento en pago de impuestos”, “créditos a tasa subsidiada” y “financiación para obras”.

Participaron del encuentro, que se desarrollaba esta tarde en el Salón Norte de la Casa Rosada, los mandatarios de Chaco, Domingo Peppo; de Corrientes, Gustavo Valdés; de Entre Ríos, Gustavo Bordet, y de Santa Fe, Miguel Lifschitz.

También estuvieron presentes el jefe de Gabinete, Marcos, Peña y los ministros del Interior Rogelio Frigerio, de Desarrollo Social y Salud Carolina Stanley, de Seguridad Patricia Bullrich y de Transporte, Guillermo Dietrich. Además, intervinieron los funcionarios que están a cargo del Sistema Nacional de Gestión Integral del Riesgo (Sinagir).

Luego del encuentro, Lifschitz contó que “se hizo un repaso de la situación de cada una de las provincias, de los problemas más importantes, y luego se habló de las propuestas que tiene el gobierno, como la declaración de la emergencia nacional”.

Según Lifschitz, esa declaración “implica el diferimiento de impuestos, de deudas con el Banco Nación y con Afip, microcreditos para pequeños productores con tasa subsidiada”.

Además, el gobernador santafesino indicó que el presidente les pidió “continuar el trabajo que ya las provincias veníamos haciendo con el área de asuntos hídricos del Ministerio del Interior para coordinar el desarrollo y financiación de algunas obras que son importantes para cada una de las provincias”.

Evaluación

Lifschitz advirtió que “en el caso de Santa Fe tenemos más de 500 mil hectáreas bajo agua en el norte y va a ser difícil recomponer todo ese sector”. Y ratificó que “el impacto sobre las economías regionales es alto en nuestro caso”.

El gobernador confirmó que “hay un fondo de emergencia que se va a distribuir, aunque no se detalló de qué forma”.

“Reparar la pérdida económica es imposible, son miles de millones de pesos los que se pierden. Pero hay que darle a los productores las herramientas para que puedan reiniciar el ciclo productivo”, cerró el mandatario provincial.