La obra pública logra aliviar en parte los efectos de la crisis en Santa Fe

En medio de un contexto recesivo, caída en la producción, consumo y capacidad instalada de las empresas, Santa Fe logró torcer los números en rojo nacionales en materia de empleo registrado en la construcción. Entre enero y abril, se destinaron a la obra pública 10 mil millones de pesos de fondos provinciales, lo que reflejó un aumento del 3,9 por ciento en la cantidad de trabajadores registrados en la construcción, en contraposición a la media nacional, que cayó un 1,6 por ciento.

La variación en la construcción en la bota santafesina marca una foto distinta al mapa nacional. Mientras que en el país se perdieron en el periodo marzo 2018 contra igual mes de este año 6.907 puestos en la construcción; en Santa Fe se crearon 1.533 empleos.