Independiente le ganó a Patronato en San Luis y será rival de Defensa y Justicia

El equipo de Sebastián Beccacece venció por 1-0 al conjunto de Paraná, con el gol de Domingo Blanco, en el estadio Único de Villa Mercedes (La Pedrera). Con este triunfo, el Rojo pasó a los Octavos e igualó su mejor campaña en la Copa Total Argentina.

El triunfo por 2-0 sobre Colón de Santa Fe en la pasada jornada de la Superliga generó sensaciones positivas en Sebastián Beccacece, que apostó por repetir la mayoría de los futbolistas en el cruce por la Copa Argentina. El único cambio fue el ingreso de Nicolás Domingo en lugar de Lucas Romero, refuerzo recientemente arribado al club que se lesionó ante el Sabalero. Independiente concentró los ataques en la punta izquierda para aprovechar la velocidad de Sebastián Palacios, gestor de la mayoría de las acciones ofensivas en la etapa inicial. De todas maneras, con excepción de un cabezazo de Pablo Pérez que salió apenas desviado y un centro del propio mediocampista que salvó Gabriel Díaz sobre la línea, no generó oportunidades de riesgo para quebrar la paridad.

Patronato afrontó el encuentro con un pensamiento inverso: modificar a gran parte de los futbolistas que habían igualado con Rosario Central el último fin de semana. El pensamiento fue consecuente con el objetivo inicial de la temporada: mantener la plaza en la Primera División. El conjunto entrerriano se enfocó en cortar los avances rivales (las infracciones le generaron dos amarillas en el cuarto de hora inicial) e intentar salir con maniobras veloces de contraataque. Santiago Rosales, uno de los pocos jugadores que mantuvo su lugar en la formación, avisó con un zurdazo rasante que salió cerca del arco defendido por Martín Campaña. La ilusión del equipo rojinegro se enfocaba en estrenarse como miembro de los Octavos de Final, ya que había caído en las dos anteriores presentaciones por 16avos (contra Racing en la temporada 2011-2012 y ante Lanús en la 2015-2016).