El ajuste nacional se sentirá con fuerza en las escuelas de Santa Fe

El dinero destinado para 2019 será un 22,75 por ciento menor al de este año. El ítem de las políticas socioeducativas se reducirá en un 95 por ciento.

Las escuelas santafesinas recibirán unos 200 millones de pesos menos de fondos nacionales destinados a planes tan importantes como el mejoramiento de los edificios escolares o la ampliación de la jornada educativa.

Los datos surgen de un análisis del presupuesto realizado por Diario La Capital. Describe que el ajuste de gastos que proyecta el gobierno nacional se sentirá con fuerza en la mayoría de los programas que financia Nación en las aulas de la provincia: en promedio el dinero destinado para el 2019 será un 22,75 % menor que el asignado durante 2018, eso sin contar los efectos de la inflación calculada oficialmente en un 23%.

Los proyectos más castigados son los destinados a las propuestas socioeducativas desarrolladas en las escuelas más vulnerables, que tienen un recorte del 95% . Pero no fueron los únicos, los fondos para equipamiento y educación digital se redujeron en más de un 60 %.

Los porcentajes surgen de comparar el presupuesto vigente con el proyectado para el año próximo en ocho programas educativos que se desarrollan en el territorio provincial con inversión del gobierno nacional. De este grupo hubo apenas dos proyectos que no sufrieron recortes.

El caso más extremo es el de los fondos destinados a gestión educativa y políticas socioeducativas. En el presupuesto de este año, este ítem tenía asignados unos 202 millones de pesos. Para el próximo, apenas están previstos diez millones, un achique del 95 por ciento.

Bajo el paraguas de este programa se desarrollan aquellas propuestas educativas que tienen como objetivo fomentar la permanencia de los niños, niñas y adolescentes dentro de la escuela: acciones para la inclusión y la igualdad de oportunidades, como los de acompañamiento de trayectorias escolares, ampliación de la jornada educativa y fortalecimiento de la reinserción escolar, entre otras lineas de trabajo que casi no tendrán presupuesto para el año próximo.

En números

Los datos surgen del análisis del capítulo del presupuesto 2019 donde se detallan los montos de inversión por ubicación geográfica y jurisdicción. Con esta información, la ministra de Educación de la provincia, Claudia Balagué, impulsó reuniones con diputados nacionales por la provincia para plantearles su preocupación por la caída del presupuesto en gran parte de las propuestas que financia Nación.

“El aporte del gobierno nacional a la educación santafesina es ínfimo”, les advirtió la funcionaria. Y enumeró un listado de programas que dejaron de tener financiamiento nacional como la ampliación de jardines para incorporar más chicos las salas de cuatro años (obligatorias desde 2015), el mantenimiento de las orquestas y coros escolares o la ampliación de la jornada extendida en la escuela primaria.

De acuerdo al presupuesto nacional de este año, Santa Fe tenía destinados 876 millones para el desarrollo de ocho programas educativos. El año próximo, esos mismos proyectos recibirán 677 millones.

Si esa suma se divide por los 860.672 niños, niñas, adolescentes y adultos que estudian en las escuelas de la provincia, cada uno recibiría menos de 800 pesos al año. Exactamente 787,08 pesos.

Comparado con el del año pasado, el presupuesto 2019 viene con un recorte del 22,75 por ciento de los fondos que recibe Santa Fe para la implementación de políticas educativas. Un porcentaje que no contempla la inflación prevista para ese periodo que los cálculos oficiales prevén de un 23 por ciento.

Además se destinan al pago de salarios docentes unos 1.730 millones (a través del fondo nacional de incentivo docente); un 3,34 % por encima del monto de este año, pero igualmente por debajo de la inflación.

Lo mismo pasa con el monto destinado a comedores escolares que muestra un incremento del 21,87 %.