Colón y el futuro DT: ¿los caminos conducen a Dabove?

Es la pregunta que todos se hacen. En cada bar, en cada oficina, en cada charla en la peatonal, en las redes sociales. En todas partes, no hay un solo hincha de Colón que pregunte: ¿quién va a ser el técnico?. Y la realidad es que lo único que se sabe con certeza, es que Esteban Oscar Fuertes culminará su interinato el 8 de diciembre cuando se juegue el partido con Defensa y Justicia.

Parece contradictorio pero no lo es. Se pueden señalar, en el ámbito de las versiones, muchas cosas que se dicen; algunas de ellas con asidero y otras no tanto. Pero no se puede afirmar nada, asimismo, porque la realidad es que la dirigencia se muestra totalmente hermética.

Una de las cosas que se dice, es que Colón “ya tiene el técnico”. Esto no es así. Hubieron tanteos, posiblemente algunas charlas (se comenta que este lunes hubo un encuentro con Diego Dabove), pero por ahora nada más que eso.

Otra de las cosas que se dice, es que el futuro entrenador tendría trabajo. Esto puede ser verdad. Por ejemplo, Dabove está trabajando en Godoy Cruz hasta que finalice el año y luego ya anunció que se va. Se mencionó también la posibilidad de Omar De Felippe (que estuvo trabajando en Newell’s hasta el domingo) y también la de Julio Comesaña, el uruguayo que ha llevado a Junior de Barranquilla a la máxima consideración, tanto en el torneo colombiano como en la Sudamericana.

A propósito, uno de los nombres que hay que tachar, es el de Julio Comesaña. Más allá de algunas cuestiones que se puedan discutir en cuanto a su nula experiencia en el fútbol argentino, en realidad a ningún dirigente se le pasó con firmeza por su cabeza la intención de ir a buscarlo. Muchos entienden que se trató de una versión deslizada por su representante o por alguien interesado en colocarlo. Creo que es un nombre para ir descartando.

¿Hubo ya una reunión con Dabove?. Todo parece indicar que fue así. La situación de Dabove es muy particular: su equipo es el que más puntos ha cosechado en lo que va del año, hizo una campaña espectacular cuando se hizo cargo y metió al equipo en la Libertadores, peleando el título hasta último momento. La dirigencia mendocina está pensando en un reemplazante a pesar de la gran campaña que hizo con el equipo.

¿Cuál es el perfil que se busca?. Cuando Vignatti regresó a la presidencia, hace dos años y medio, el primer técnico que eligió fue Paolo Montero: un entrenador joven, que sólo tenía como experiencia la de haber dirigido a un equipo de la B Nacional (Boca Unidos de Corrientes). Después, Colón buscó a Eduardo Domínguez como su reemplazante (otro entrenador joven y de poca experiencia, apenas su paso para dirigir a Huracán). Hay similitudes en ambos casos. Y sería, en caso de sostenerse la prioridad de Diego Dabove, una situación parecida si es que el presidente rojinegro y su dirigencia se terminan inclinando por el actual técnico de Godoy Cruz. Otra cuestión que no pasa desapercibida, es que desde su regreso al club, Vignatti no ha despedido entrenadores. Tanto Montero como Domínguez presentaron la renuncia, un dato no menor que de ninguna manera se debe soslayar a la hora del análisis.

Sea cuál fuere el técnico, se habla de una buena cantidad de refuerzos. Hay jugadores que se irán de la institución. El caso testigo es el de Alan Ruiz, quien ahora está nuevamente lesionado y es un hecho que no estará disponible ni para jugar el viernes ni tampoco para hacerlo en la última fecha. El destino de Alan Ruiz sería la vuelta al Sporting de Lisboa o una posibilidad que se le abrió del Valencia de España. Luego, hay otros jugadores que seguirían el mismo camino, caso Mariano González. Y probablemente algunos más. Esto abriría lugares para que se sumen jugadores que renueven la cara de un plantel que en algunos aspectos “hace agua”. No sería para nada extraño que esto suceda. La realidad es que Colón tiene un equipo con un potencial disminuido, con falencias (sobre todo en el armado del juego) y que necesita una urgente “refrescada” para mejorar. Intimamente, Vignatti opina que a este plantel le faltaron jugadores que lo potencien.